domingo, 21 de septiembre de 2014

Informe: Diferencia entre ricos y pobres en Brasil



© RIA Novosti
Después de 12 años en caída libre la desigualdad vuelve a aumentar en Brasil

(Rio de Janeiro | Nóvosti) - La diferencia entre ricos y pobres volvió a aumentar en Brasil en 2013 rompiendo una tendencia positiva iniciada 2001, según reflejó este jueves la última investigación publicada por el Instituto Brasileño de Geografía y Estadística (IBGE).

En el informe, el índice que mide la distribución de renta por habitante, en el cual cero sería la situación ideal y uno la desigualdad extrema, pasó de 0.496 en 2012 a 0.498 en 2013, un aumento leve de la desigualdad pero con gran importancia debido a que se trata de una ruptura en la tendencia de la última década.

"Se observó que las mayores variaciones se dieron en los rendimientos más elevados", concluyó la investigadora Maria Lucia Vieira, coordinadora de la investigación, en referencia a que los aumentos significativos entre los sueldos más altos los más bajos en 2013 influyeron en los datos.

De hecho, en 2013 el 10% más pobre recibió unos ingresos de 235 reales(99 dólares) por mes, es decir un 3,5% superior al año anterior, este aumento fue por otra parte de un 6,4% entre el 10% más rico cuyos ingresos fueron de 6.390 reales(2.708 dólares) de media.

El nordeste del país presentó los mayores niveles de desigualdad con una media de 0,523, alcanzando el peor resultado en el estado de Piauí con el 0,566 y siendo únicamente superado por el 0,570 del Distrito Federal.

En cambio, el sur del país registró los mejores índices de desigualdad con una media de 0,463, siendo el estado de Santa Caterina el que obtuvo el resultado más igualitario del país con un 0,438.
Lejos de considerar los datos un fracaso, para la presidenta del IBGE, Wasmália Bivar, el estudio confirma una "estabilización en la tendencia a la desigualdad en el país" algo que califica como "históricamente importante para un país como Brasil".

"Ningún país hizo esta transición tan rápidamente. Llegar a una estabilidad significa que de algún modo las políticas adoptadas han surgido efecto. Ahora bien, llega una hora en que es preciso políticas nuevas más enfocadas a la distribución de la renta para seguir progresando", aclaró Bivar.

© RIA Novosti | Condiciones generales de uso | Fuente